• Buscan concientizar sobre la importancia de acatar las medidas
  • Invitan a que en las comunidades se eviten festejos

El jefe de la Jurisdicción Sanitaria No. 6, Luis Alberto Arriaga Belmán, asistió hoy como invitado a la Segunda Reunión del Consejo Municipal de Desarrollo Rural Sustentable, con el fin de dar a conocer los últimos datos relacionados con la emergencia sanitaria por el COVID-19 en La Piedad.

Arriaga Belmán, explicó que de acuerdo al reporte de la semana número 14 de la emergencia sanitaria, los casos y las defunciones a nivel Jurisdiccional y municipal van en aumento.

Señaló que se ha detectado que, en las comunidades rurales, existe una falta de atención a las medidas de sana distancia y uso de cubrebocas y que, además, se mantienen las reuniones y festejos, por tanto, anunció que se reunirá con integrantes de la iglesia católica para pedir la nulidad de todas las fiestas patronales, toda vez que se acordó con nuestro alcalde Alex Espinoza, la cancelación de permisos para dichos eventos.

Mencionó que se busca acabar con la cadena de contagio en las comunidades rurales y garantizar que se apliquen las medidas sanitarias y evitando acudir a lugares concurridos.

Sobre la situación de la pandemia en Michoacán, Arriaga Belmán señaló que por cada 10 muestras aplicadas 4 son positivas por tanto; del domingo al día de hoy se tienen registrados 17 mil 120 enfermos por COVID-19 y hay mil 349 defunciones a nivel estatal.

Refirió que de cada 10 muestras realizadas 3.5 salen positivas, pero los datos no son del todo reales debido a que se tiene una falta de registros y la gente desafortunadamente no acude a los Centros de Salud a diagnosticarse.

En cuanto a ocupación hospitalaria en el caso de La Piedad es del 80% y todos los días ingresan pacientes enfermos por COVID; al día de ayer la ocupación reportada en el Hospital Regional era de 9 pacientes y ningún ventilador disponible; en el IMSS 9 pacientes y un ventilador disponible, en los cuales el servicio y atención es gratuita, ya que el costo de un paciente con esta enfermedad en un hospital privado es de 30 a 50 mil pesos diarios.